lunes, mayo 29, 2006

Amor a La Habana


Y resulta que todo es demasiado extenso, demasiado olvidado, demasiado corroído por el tiempo, la sal, el castigo del sol y el paso de los años.

Y nos dejamos llevar por ese calor pegajoso y suave como la mano de una madre , respirando una mezcla a tabaco, a sudor, a hierbabuena, a pobreza, a alegría.

Unas mujeres sostienen a sus hijos o mas bien nietos mientras el día se vuelve oscuro y más fresco.... Los hombres, sobretodo los viejos, se sientan en las puertas de sus casas a ver los días pasar , los turistas, los recuerdos. Algunos leen el Granma, otros juegan ajedrez. La ropa limpia, ¡vaya que limpia!, se descuelga oreándose al viento y al sol; mañana vestirán con dignidad a sus dueños.

Los niños, casi desnudos, juegan baseball en las calles, se ríen inocentes, esperando el día siguiente para ir a sus escuelas....

Un barco entra al puerto y es todo un espectáculo desde el malecón, alguien toca música, un loco grita unos versos mientras la gente pasa indiferente.

Unos turistas pasean fotografiándolo todo incluidos los niños de marfil y ébano, las tejas de la Catedral, las raíces gruesas de los árboles,

No logro identificar por qué, pero me siento a gusto en esta tierra, tan lejana al consumo, a las pretensiones, a los falsos ídolos ..... me cuesta creer que están llenos de miedos, que no luchan por temor, me cuesta creer.

Hasta en la farmacia de la esquina de mi casa encuentro mas remedios y perfumes que en casi todos los barrios que conocí, para qué hablar de otras tiendas, aquí sencillamente no existen, con quizás que recursos, las negritas intentan verse guapas y sexies con minúsculas faldas e idem corpiños.

Los muchachos se ven llenos de vida, de sueños.... los piropos afloran sin inhibiciones....

Ese es el rostro amable de la Cuba que conocí en tan sólo una semana, tal vez la otra cara esté oculta bajo las modestas puertas que protegen sus hogares o en medio de las sábanas que los reciben para soñar cada noche en que mañana será otro día...

5 Comments:

At 6:52 p. m., Blogger Rafa said...

bellas impresiones...


sacaste fotos de algunas mulatas...???



Un abrazo

 
At 3:09 p. m., Blogger KARAOKES EN SU PROPIO RITMO said...

hay veces que las palbra representan mucho más que las imagenes, ya que te describen olores, sabores, escencias y pensamientos... bonito.

un beso

 
At 4:00 p. m., Blogger Claudia said...

Por que no escribes anonimamente para una revista, estarías top como la Consuelo Aldunate....no desperdicies ese talento tan lindo.

 
At 6:19 p. m., Blogger Luis Alejandro Bello Langer said...

Lo de la vieja Habana de la soledad no está muy lejos, considerando tu relato; pero es una soledad digna, alejada de toda prisa. Gusto en verte de vuelta.

P.D.: ¿Te acordaste de la postal?

 
At 11:35 a. m., Blogger indianguman said...

qué linda estampa, lo mismo recuerdo yo de mis breves días en La Habana.

ah... sobre todo las sonrisas de los ninios..

 

Publicar un comentario

<< Home