martes, octubre 03, 2006

Words like violence, break the silence,come crashing, into my little world.



¿Será que las palabras tiene tanta fuerza que les tememos? Será que su sonoridad, cadencia, combinación de letras ocasiona en nosotros reacciones no deseadas? O será que su significado simbólico se asoma con una fuerza desmedida que nos obliga a silenciarlas? .....
No pretendo dármelas de experta en semántica, ni menos en semiótica, pero se me vino a la mente mientras conversaba con un amigo en esas largas esperas que tenemos los periodistas.
Prostituta por ejemplo, una palabra fuerte, no hay duda, peyorativa (quizás), plagada de resonancias. Los seudosociólogos de hoy les llaman “trabajadoras sexuales”. Personalmente la palabra prostituta me gusta, intensa como debe ser la vida de estas mujeres; dura, como su mirada al final de la noche; insolente, como deben defenderse a diario del desprecio burgués que no mira más allá de sus jardincitos.
Los pobres o indigentes, ahora son “personas en situación de calle”, los mirones son “voyeristas”, las etnias son “pueblos originarios”, (ésta sí me gusta). Los hoyos de las calles, ahora les dicen “eventos”, (lo juro)
A los discos o películas piratas, le dicen medio en chiste: “respaldo de original” , la infidelidad: “ relaciones paralelas” . En fin, debe haber muchos eufemismos que omito u olvido, (si Uds tiene más, bienvenidos). Me disgusta esa forma que tienen ciertos “expertos” en pretender cambiar la realidad a través de cambiar las palabras.... Menos directo quizás? Más “políticamente correcto”?. No lo sé, lo único que sé es que cuando escucho esas palabras hechas, me da risa y la persona que las utiliza me produce algo parecido al ridículo...

16 Comments:

At 5:55 p. m., Blogger Udo said...

O sea, debe de ser muy divertido ver pronunciar esas palabras con sus bocas fruncidas y mal olientes, obviamente eso es renegar de ese algo que ellos nunca desean llegar a ser, son sus fantasmas, los que los atormentan noche a noche.
Sabes que, hay algo en las calles y en la noche que me atraen poderosamente...
Sal-udo.

 
At 8:31 p. m., Blogger Vemod said...

Siiiiiii.. Adoré lo escribiste. Eufemismos, "lo que suena bien", dice la etimología respecto de esta palabra. A mí no. Escucho disonantes estas palabras que esconden realidades, que desdibujan las perspectivas... Pienso en algunas que rayan en lo ridículo como nosocomio, perder la vida (por qué no enfrentar la muerte?), todas las referentes a los genitales.. (chochi, pirulín, etc..). Claro, hay otra que tienen una evidente carga y que, por supuesto, prefiero cambiar. Mal que mal el lenguaje construye realidad. Hablar de inclinación sexual me parece peyortativo, porque indica lineamientos.. prefiero "identidad". Hablar de discapacitados es restarles capacidad.. Es cierto, "personas de movilidad reducida" es largo, pero puede ayudar.. (o prefiero una de Patricia May: diferpacitados). En fin, son tantas.. nos ponemos anteojeras semánticas, algo muy propio de nuestra cultura doble estándar. Supongo que sí somos rebeldes idiomáticos y como periodistas reivindicamos referencias hermosas (y poéticas) como prostitutas, habremos logrado algo.
Besos!

 
At 10:40 p. m., Blogger Rafa said...

nada como el hablar y el saber popular...






...al hueso, sin anestesia !!!

 
At 9:25 p. m., Blogger Vemod said...

Me cambié de cara.. Ahora soy Mandrake el mago... jeje..

 
At 10:52 p. m., Blogger Tuccini said...

Las palabras solo buscan retratar una realidad. El hecho de llamarlas trabajadoras sexuale o prostitutas no cambia la realidad de aquellas mujeres ni la de la gente que vive en la calle. Las discusiones de semantica, etimología, o eufemismos no valen la pena. La realidad esta ahi siempre para pegarnos una patada en la cara cuando no la queremos ver o la disfrasamos con frases rimbombantes.
Saludos

 
At 9:14 a. m., Blogger Claudia said...

yyyyyy!!! amiga desde hoy sere la profesora Bandera....de verdad a veces a mi tambien me molesta que no se hable como la gente, aunque la gente tambien habla como las pelotas, pero en fin en nuestro querido Chilito es donde pior se habla...me capta lolita....Ja!

Cariños,

Claudia

 
At 5:26 p. m., Blogger Piggy Sue said...

Ojalá todos tuviéramos la capacidad de hacer las lecturas correctas a estos eufemismos.. me temo que la gram nayoría de los chilenos, entiende la mitad de la lectura entre líneas de estos términos.
Ay ¡¡¡¡¡ el lenguaje.....la palabra.... da para tanto.....

 
At 3:49 a. m., Blogger Luis Alejandro Bello Langer said...

Si uno quiere darle fuerza a sus palabras, puede hacerlo...tanto para dañar de forma irreversible como con la convicción de quien defiende una causa justa.

Hay conceptos modernos más elegantes, si se quiere ver así...pero para cada cosa hay un tiempo; y a menos que estemos en una ponencia, hay que tratar de relajarnos sin perder el sentido de la expresión.

Saludos cordiales.

 
At 8:47 p. m., Blogger Carlos V said...

Tienes toda la razón. Las palabras pueden sembrar ilusiones, poner máscaras a aquellas realidades que nos incomodan. pero, honestamente, ¿quién tiene las agallas para aguantar toda la verdad, todo el tiempo?.
Saludos
CV

 
At 1:25 a. m., Blogger Evora said...

Claro que sí!....las palabras tienen una fuerza incréible, que solo se compara con la fuerza de quien las escribe...

En cuanto a disfrazar realidades con palabras, no me gusta, no lo uso y no me suena bien, en muchos casos hasta suena ridículo. Cuesta pensar que la gente aún se espante con solo mencionar ciertas palabras o términos.

No puedo creer q

 
At 1:29 a. m., Blogger Evora said...

....lo siento, metí mal el dedito jajaja!.....

decía que no puedo creer que a los hoyos de las calles, les digan "eventos", lo tendré presente y gritaré ¡Evento!, cada ves que el bus del transantiago caiga en uno de ellos.

Un abrazo, buen y simpático tema.

 
At 11:53 a. m., Blogger Negrosuperstar said...

Llego acá sin previo aviso. Tienes un buen blog. Un pequeño aporte: ahora el "pueblo" es la gente".
Seguiré por acá.
NS

 
At 9:25 p. m., Blogger gonzalo said...

mi pies ya están convencidos de que es viernes y busco "deseperadamente" una foto que haga juego con el artículo sobre tu blog.

pensé en un banderín del colegio. pero las técnicas de la web me superan.

besos.

 
At 2:24 p. m., Blogger Alvaro y sus desvaríos said...

me hiciste recordar una vez que leí el origen de la expresión "asesora del hogar", resulta que la inventora de esa frase para referirse a las empleadas domésticas no es nada menos que la Desideria (Ana González) que en sus shows radiales se clasificaba de esa manera para que sonara mas bonito y menos despectivos

eso de los "eventos" siempre me ha llamado la atencion, puede q sea la palabra técnica, por ejemplo, hay veces, especialmente durante lluvias y/o inundaciones , que aparece algun ingeniero hablando de obras de arte... no es que esté hablando leseras, si no q asi se llaman las obras destinada al encauzamiento del agua...

saludos ¡¡¡

 
At 3:36 a. m., Blogger La hormiguita said...

Llego aquí por la ruta de Gonzalo en su blog "Crecer sin dios". Con relación al artículo, mi impresión es que trata de un tema digno de examinar con todo detenimiento. Por mi parte, a veces pienso que el eufemismo es la forma de establecer discriminaciones sin violentar demasiado las conciencias y las normas.

Saludos

 
At 7:04 p. m., Blogger Francisco said...

Y no será que estas "renombraciones" -sigamos con esto de inventar palabras- es con la mera intención de que el asunto al que se refieren, pretenden darle una menos importacia, porque es cosa de fijarse, aquello como el "voyerista", el "evento", etc. son cosas que son negativas; tal cual como dices tú, es con el afán de no irradiar la potencia que estas cargan tanto como palabra, sino que además como el ícono que representan.
Interesante observación.

Saludos!!!

 

Publicar un comentario

<< Home